Acción comunitaria

Participación ciudadana y procesos participativos

Claves para potenciar la participación grupal en los procesos participativos comunitarios

La facilitación grupal

¿Cómo potenciar la motivación grupal desde la facilitación?

Una de las funciones clave de las personas técnicas y en la que cabe profundizar por su relevancia y por su carácter transversal a todo el proceso es la de motivar la participación. A la hora de motivar la participación hay algunos ingredientes que pueden darnos pistas fundamentales:

  • Trabajar desde los centros de interés de las personas:
    • Los temas a trabajar deben ser elegidos en función de las necesidades e intereses de las personas participantes y no de los/as técnicos/as. Por supuesto, las personas facilitadoras pueden identificar carencias del grupo que se deberían trabajar, por ejemplo, habilidades sociales o resolución de conflictos, pero pueden trabajarse dentro de los grandes bloques temáticos que elijan las propias personas participantes.
  •  Demostrar que la participación cambia cosas:
    • Es importante que las decisiones que tomemos en los grupos sean vinculantes y se ejecuten, así como que se visibilice lo que se ha conseguido. Si la gente siente que su participación no es decisoria ni sirve para nada pierde el sentido y la motivación y puede llevar a que se abandonen los procesos.
  • Demostrar que la participación no está reñida con la eficacia:
    • Para mantener la motivación en los procesos es importante que estos sean eficaces, es decir, que consigan aquellos objetivos que se han marcado y que logren sacar adelante el trabajo necesario para ello. Lo colectivo es más lento, es cierto, pero debe también ser operativo si se quiere mantener la motivación de las personas participantes.